Los más vendidos

NUESTRAS VENTAJAS

Formas de pago

Tarjeta de débito ó crédito, Paypal, Transferencia bancaria o Financiación a través de Sequra.

Productos de Calidad a Precios Bajos

Somos fabricantes.

Envío GRATIS 3-5 días hábiles

Envíos gratis para pedidos superiores a 75 €.

Descuentos por Volumen
5% de descuento en pedidos superiores a 400 €. Descubre también nuestro programa de puntos

¿Por qué mi Resina o Pintura Bicomponente no Seca?: Soluciones y Trucos

¿Por qué mi Resina o Pintura Bicomponente no Seca?: Soluciones y Trucos

A lo largo del año recibimos infinidad de consultas muy similares entre sí: ¿cuánto tarda en endurecer la resina? ¿Es normal que después de una semana, mi pintura todavía esté fresca? ¿Por qué el trabajo que he hecho con resina sigue pegajoso tras varias horas de secado?

Normalmente, todos estos problemas tienen causas muy similares, que tienen que ver casi siempre con factores como la proporción de mezcla con el catalizador, el ambiente y la temperatura a la que se trabaja o el uso de una técnica inadecuada al mezclar los componentes, entre otros.

En cualquier caso, aquí te enseñamos todo lo que necesitas saber para aplicar cualquier tipo de producto bicomponente con éxito. ¡Sigue leyendo!

ÍNDICE DEL ARTÍCULO

1. Antes que nada: ¿Qué significa catalizar un producto bicomponente?

2. Problemas más comunes en la aplicación de resinas y pinturas bicomponentes

    2.1. El producto ha endurecido, pero han aparecido burbujas

    2.2. Tras dejar secar, la mezcla no ha endurecido: se queda pegajosa (tacking)

    2.3. El producto se desprende del soporte

    2.4. Los componentes han sido mezclados tal y como se indicaba, pero la pintura se ha vuelto muy viscosa e imposible de aplicar

3. 6 trucos y recomendaciones para aplicar productos bicomponentes de manera correcta

4. Nazza, un mundo de pinturas y resinas bicomponentes

1. Antes que nada: ¿Qué significa catalizar un producto bicomponente?

Los productos bicomponentes están integrados por dos elementos: un primer componente, que es la resina o pintura propiamente dicha, y un agente endurecedor que es el que conocemos como catalizador.

Este nombre procede del término catalización, que es como se le llama a la reacción química que tiene lugar entre los dos componentes para dar lugar al resultado final: un producto sólido, resistente y que aporta todas sus propiedades.

En efecto, las resinas y pinturas bicomponentes suelen ser líquidos muy viscosos que endurecen por la adición de un catalizador, el cual provoca el endurecimiento del producto al cabo de unas horas. Es este catalizador o endurecedor el que aporta las propiedades finales del producto: brillo, color, dureza, resistencia química, resistencia mecánica, etc.

La mezcla se cataliza a temperatura ambiente al mezclarse el componente A con el B en la proporción indicada en la ficha técnica. Por tanto, es muy importante prestar atención a estas indicaciones.

En Nazza encontrarás los siguientes productos bicomponentes:

 Resinas y pinturas que tienen su propio catalizador: son el caso de las pinturas bicomponentes, resinas epoxi o pinturas de poliuretano, las cuales ya se distribuyen con los dos componentes; es decir, el componente A con el correspondiente catalizador están incluidos en el mismo juego o pack.

 Resinas y pinturas de poliéster o viniléster: para los productos basados en estos componentes, el catalizador a emplear siempre será el llamado peróxido de meck

CONOCE TODAS NUESTRAS RESINAS

Una vez que tenemos claro qué es un producto de dos componentes y cómo se cataliza, vamos a ver los principales problemas que pueden provocar que una resina o pintura no catalice como debiera.

2. Problemas más comunes en la aplicación de resinas y pinturas bicomponentes

A continuación, exponemos los problemas más frecuentes a los que, por nuestra experiencia propia, se suelen enfrentar nuestros clientes.

2.1. El producto ha endurecido, pero han aparecido burbujas

Cuando se mezclan los dos componentes, puede que entre aire y que quede retenido en el interior de la mezcla, especialmente si se hace a altas velocidades. Esto puede agravarse cuando la temperatura ambiente a la que se realiza es muy baja, ya que la resina se vuelve más viscosa y dificulta que el aire salga hacia fuera. 

Para evitar esto, siempre recomendamos que nuestras resinas y pinturas sean mezcladas de forma mecánica, a bajas velocidades y evitando movimientos bruscos. Luego se recomienda verter esta mezcla en otro recipiente para que los dos componentes terminen de mezclarse correctamente. En este movimiento, también recomendamos suavidad, ya que un volcado demasiado rápido también podría provocar burbujas. Te recomendamos el siguiente video en el que mostramos cómo es el procedimiento correcto al mezclar los dos componentes:

Adicionalmente, en Nazza disponemos de una serie de productos que pueden ayudar a eliminar la aparición de estas burbujas durante su aplicación, como son el caso de nuestro Spray Antiburbujas para las burbujas superficiales, o del Rodillo Desaireador de Polietileno, para las burbujas interiores. Mira en este vídeo cómo se deben usar:

2.2. Tras dejar secar, la mezcla no ha endurecido: se queda pegajosa (tacking) blanda

Cuando ocurre esto estamos, casi con total seguridad, ante un caso de mezcla inadecuada o incompleta de ambos componentes, principalmente por no haber seguido las instrucciones del fabricante. (¡Siempre se deben seguir las indicaciones que se incluyen en las fichas técnicas de cada producto!).

qué hacer para que la resina no quede con tacking o pegajosa

Los motivos principales por los que se realiza este paso de forma inadecuada suelen ser: las proporciones de mezcla, los tiempos de secado, las temperaturas recomendadas de trabajo y la compatibilidad con superficies.

Como solución, hay varios consejos que podemos seguir:

1. Asegurar que las cantidades de ambos componentes son mezcladas en las proporciones correctas
2. Mezclar con paciencia ambos componentes durante unos 3 minutos de forma mecánica y suave. Luego, verter la mezcla sobre otro recipiente, tal y como se indica en el video anterior
3. Existen casos de pinturas bicomponentes que necesitan, a su vez, ser diluidas con disolvente, bien sea para fluidificar su aplicación, o bien para formar una película resistente y definitiva provocada por la evaporación del disolvente. En estos casos, es conveniente asegurarse de que este disolvente se mezcla en las proporciones indicadas y que se homogeniza correctamente por toda la mezcla. 
4. Utiliza siempre los catalizadores originales y recomendados por el fabricante. En nuestro caso, todos los catalizadores necesarios para aplicar nuestros productos están disponibles en nuestra web. No nos hacemos responsables del uso de catalizadores no recomendados o fabricados por otras marcas.
5. En el caso de productos pigmentables, siempre utilizar los pigmentos recomendados por nosotros. Un tipo de pigmento inadecuado, o de otra marca ajena a la nuestra, podría dar lugar a estos problemas que estamos tratando.

2.3.  El producto se desprende del soporte

Si el producto descascarilla, el problema puede explicarse por una mala preparación del soporte o, directamente, por una incompatibilidad del suelo tratado con la pintura (y viceversa). Por ello, ante dudas, siempre recomendamos contactar con nuestro departamento técnico o, en su defecto, hacer una pequeña prueba en un lugar poco visible para comprobar el comportamiento de la pintura.

Además, siempre se debe llevar a cabo una limpieza completa de la superficie, eliminando cualquier tipo de suciedad, residuo o grasa que pueda impedir la correcta adherencia del producto.

2.4. Los componentes han sido mezclados tal y como se indicaba, pero la pintura se ha vuelto muy viscosa e imposible de aplicar

Este problema ocurre cuando mezclamos correctamente los dos componentes, pero los reservamos durante un tiempo en el recipiente donde han sido mezclados, de forma que empieza a catalizar y, cuando queremos empezar a pintar, gran parte de la mezcla ha empezado a endurecer.

En relación a este problema, existe un concepto que debe tenerse especialmente en consideración: el pot life o la vida de la mezcla. Este término hace referencia al periodo de tiempo que transcurre desde la mezcla de los componentes hasta que la resina o pintura se vuelve imposible de aplicar. Dicho de otro modo, es la “ventana temporal” durante la cual podemos trabajar el producto sin problemas, antes de que empiece a endurecer.

Es muy importante llevar a cabo una correcta planificación del trabajo que debería incluir, esencialmente, la temperatura ambiente, el pot life del producto y la extensión de la superficie a trabajar (a priori, cuanto mayor es la cantidad de producto, menor será el tiempo de aplicación disponible). Así, nos aseguraremos de que no tardaremos más de la cuenta en aplicar el producto y evitaremos así este problema. 

3. 6 trucos y recomendaciones para aplicar productos bicomponentes de manera correcta

De primeras, aplicar productos bicomponentes puede parecer algo complejo que no está al alcance de todos los públicos. Sin embargo, de todo lo anterior podemos extraer una serie de recomendaciones y trucos que pueden hacer mucho más fácil la aplicación de este tipo de productos:

1. Planificar bien y determinar cuánto tiempo de trabajo se necesitará. Siempre se debe empezar a contar desde que la mezcla A+B esté disponible, y tener en cuenta factores como la temperatura ambiente y la cantidad de m2 de superficie a tratar. 
2. El componente A suele ser más viscoso que el B. No es una mala idea remover un poco el componente A por separado para fluidificarlo. Si se opta por esta práctica, seguir las mismas instrucciones que recomendamos a la hora de mezclar los dos componentes.
3. Siempre es recomendable mezclar los juegos A+B al completo, para evitar así desproporciones y errores en la mezcla; otro de los beneficios de planificar el trabajo.
4. Verter siempre el catalizador sobre el componente A, y nunca al revés. Todos nuestros envases son llenados de tal forma que siempre queda un espacio en el componente A suficiente para añadir el endurecedor y llevar a cabo la mezcla en el propio envase.
5. Si se tiene que añadir disolvente a la mezcla, hacerlo una vez A+B se hayan homogeneizado correctamente, evitando excesos de dilución que puedan provocar descuelgue o pérdida de las propiedades del producto.
6. La estación del año en que nos encontremos influye, pues el frío hace que los productos sean más viscosos mientras que el calor hace todo lo contrario. También son determinantes factores como la humedad, la temperatura de la superficie a tratar y la ventilación del ambiente. Todo esto, se debe tener presente también a la hora de realizar la planificación del trabajo.

aprende a aplicar pinturas y resinas bicomponentes de manera correcta

Si aplicas bien estos consejos, y sigues siempre las indicaciones de la Ficha Técnica al pie de la letra, seguro que obtendrás los resultados que tanto deseas.

4. Nazza, un mundo de pinturas y resinas bicomponentes

En nuestra tienda online disponemos de un amplio catálogo de pinturas y resinas bicomponentes capaces de satisfacer todo tipo de necesidades y requerimientos: pinturas de poliuretano, resinas de poliéster, resinas epoxi, pinturas bicomponentes para suelos, esmaltes de dos componentes, etc.

¡Échale un vistazo a las siguientes categorías! Seguro que encontrarás el producto que buscas

COMPRAR RESINAS EPOXI

COMPRAR PINTURAS BICOMPONENTES

COMPRAR RESINAS DE POLIÉSTER

Esperamos que este artículo haya podido ayudarte y haga que te olvides para siempre de estos problemas tan molestos a la hora de llevar a cabo tus proyectos. No obstante, si sigues teniendo alguna duda, ya sabes que puedes contactar con nosotros a través de nuestro teléfono o de nuestro formulario de contacto. ¡Te esperamos!